14 de noviembre de 2007

Concierto de Linkin Park


Y por fin, el domingo, llego uno de los días mas esperados desde que llegue a Tailandia. Me había comprado las entradas la primera semana de llegar y gracias a los recortes de las cabeceras del periódico The Nation que tenemos en la oficina me hicieron un 10% de descuento. Aquí no le gusta a nadie el estilo de música que hace Linkin Park así que mi única opción era ir solo, pero para estar escuchando música y saltando tampoco se necesita a gente, no? (El que no se consuela es porque no quiere, jaja).

En fin, que en el ticket de la entrada ponía que el show empezaba a las 17:00, así que salí de casa sobre las 16:30 y cogí un taxi. Conducía una mujer muy simpática que habría cumplido ya los sesenta, le expliqué que iba a un concierto de un grupo americano y luego entendí algo como que los tailandeses tenían como cuatro días de conciertos en alguna fecha determinada. Luego me dí cuenta de que no había entendido bien para nada. Tardé una media hora por la autopista.

Llegué al Impact Arena que era donde se iba a celebrar y yo tenía la impresión de que iba a ser en un centro deportivo, pero era en una gran explanada al aire libre. Esta zona tiene algunos centros comerciales y está dedicado a ferias, convenciones y eventos de este estilo. El recinto tenía dos zonas. Una primera donde se estaban las carpas donde vendían todos los productos relacionados con el grupo (camisetas, cds, dvds, ....), estaban las barras de cerveza Singha y demás cosas de entretenimiento antes de que empezara el concierto.

Estuve un rato paseando por allí con una cerveza en la mano y luego decidí entrar para ir cogiendo sitio antes de que se hiciera tarde. La zona del escenario estaba dividido en tres áreas: de la mas cercana y pegada al escenario a la mas alejada. Yo tenía entrada para la intermedia y tuve suerte de colocarme en tercera fila, pero como los tailandeses son muy pequeños no tenía ningún problema de visión. Al poco tiempo empezaron los teloneros. Un grupo tai con unas pintas un poco raras que hacían música pop-rock. El cantante iba teñido de rubio, con una camisa con dos filas de botones al estilo marinero y unos pantalones plateados. Las letras eran un poco repetitivas a pesar de que era en tai, pero no estaban mal. Estuvieron tres cuartos de hora. Cuando terminaron pensé que pronto iba a estar de vuelta en casa, pero ahí estuvo mi primer error. En lugar de retirar todo el material del grupo, solo cambiaron la batería y ante mi cara de extraño apareció otro grupo telonero. Estos también eran tailandeses y hacían una música numetal mucho mas dura y cercana al estilo de Linkin Park que los anteriores. Debían de ser conocidos porque el que tenía detrás se las sabía todas, algunas fueron cantadas por mucha gente y cuando bajaron del escenario para ver el resto de los conciertos se hicieron muchas fotos con el personal. No eran del todo mi estilo pero hicieron buen concierto.

Cuando acabaron ya estaba bien entrada la noche y era buen momento para que empezara el grupo principal, pero volví a errar. Nuevo cambio de batería y otro grupo a escena. Yo no me lo podía creer, ya tenía ganas de que empezara, y encima este grupo consistía en un moñas vestido con chaqueta americana blanca y pantalón negro muy ochentero, tupé y un bigotillo que les queda fatal a los tailandeses. Encima la música era un poquito cursi para mi gusto. La gente ya estaba cansada y se sentaba en el suelo, pero no todos cabíamos sentados. También debían ser conocidos porque la gente conocía algunas canciones. Se me hizo eterno este grupo porque no me gusto mucho.

Di gracias a Buda cuando se acabó, y cuando creía que mi desesperación después de casi tres horas esperando que empezara no podía aumentar, lo hizo aún un poco mas. A punto estuve de saltar al escenario cuando nuevamente quitaron la batería y colocaron una nueva. ME ESTAN TOMANDO EL PELO!!!??? En ese momento recordé las palabras de la mujer del taxi y las entendí. Lo que me quiso decir es que aquí en Tailandia hay cuatro grupos teloneros antes del principal. Así que cuarenta y cinco minutos mas de, para mi, el mejor grupo de todos los anteriores, pero no pude disfrutarlo bien porque mis piernas y riñones empezaban a pedir una tregua.

Al fin terminaron y ya no hubo cambio de batería, sino que lo retiraron todo. Aún tuvimos que esperar una media hora para que aparecieran en escena. Pero creo que la espera mereció la pena. La puesta en escena estaba bien, aunque no es la mejor que he visto, pero el concierto tuvo mucha fuerza y se dejaron la piel con un solo de batería incluido bastante bueno. Para mi, como siempre, el mejor fue el rapero y segundo cantante del grupo Mark Shinoda que escribe, toca el piano y la guitarra y me parece el mas músico de todos.




Duraría algo mas de hora y media que se me hicieron como veinte minutos a pesar de que hubo bis.

Luego empezó el camino de vuelta a casa. Habían muy pocos taxis y los que pasaban ya iban llenos de gente. Tardé unos veinte minutos en poder para uno libre, pero me quería cobrar 500 baths en lugar de ponerme el taxímetro. El segundo y el tercero dijeron lo mismo. Llegó un momento que no pasaba absolutamente ningún taxi, ni con ni sin gente, y un policía me recomendó que me acercara casi hasta la entrada a la autopista porque allí sería mas fácil. El primero que conseguí parar le pedí por favor que me pusiera el taxímetro porque viajaba solo y era un abuso cobrarme ese precio. Este tenía cara amable y aceptó llevarme. Como no tenía prisa le dije que no me llevara por la autopista y finalmente me cobró 180 baths.

Y eso fue todo. Un gran concierto que no olvidaré.

Ya sabéis que el resto de fotos están aquí

Publicar un comentario